Tarjetas de visita Kraft

Desde: 28,56

En primer lugar el papel kraft; de color madera, el cual ofrece un matiz vintage estupendo para aquellos que quieran presentar ante un cliente un negocio con apariencia retro. No es más que una carilina de tono marrón, cuyo nombre proviene del alemán ( kraft) en la lengua teutona significa fuerte; con excepción del amarillo, es sensible de recibir sobre su superficie cualquier tonalidad, y puede imprimirse por ambas caras, si como someterse a troqueles y a maquinaria que logre en sus esquinas cantos totalmente redondeados.

Limpiar

Descripción

La tarjeta de visita. De este instrumento se ha dicho mucho, es más se ha dicho demasiado, a veces se cree que ya no queda nada por saber de un articulo de imprenta con más de cien años de uso, y que todos en algún momento de nuestra vida profesional hemos utilizado y que seguimos necesitando.

La tarjeta de visita personaliza, punta de lanza del trabajo de imprenta, tal vez el artículo más solicitado, más pedido, y el más conocido, de cualquier catálogo de una empresa de impresión que se precie.

A estas alturas ¿podríamos hablar de novedad en su elaboración? ¿Hay algo nuevo, que no sepamos y que sea digno de reseñar? La respuesta es totalmente afirmativa, porque como en muchas áreas, en lo que a imprenta se refiere, nunca está todo dicho, y siempre habrá algo nuevo que te interese saber.

Trabajamos en un ámbito que evoluciona positivamente, y siempre a favor del cliente. Por ello, en esta oportunidad y después de hacer toda esa apología sobre las bondades de la tarjeta de visita, queremos hablarte de algunos materiales a los cuales también se les confiere la posibilidad de hacer un modelo inigualable de este formato.

En primer lugar el papel kraft; de color madera, el cual ofrece un matiz vintage estupendo para aquellos que quieran presentar ante un cliente un negocio con apariencia retro. No es más que una carilina de tono marrón, cuyo nombre proviene del alemán ( kraft) en la lengua teutona significa fuerte; con excepción del amarillo, es sensible de recibir sobre su superficie cualquier tonalidad, y puede imprimirse por ambas caras, si como someterse a troqueles y a maquinaria que logre en sus esquinas cantos totalmente redondeados.

Imanes: Si eres de esos a trevsod, que lo que quieren sin duda alguna es que el cliente bajo ningún concepto deje de ver su nombre, dirección, pagina web y producto; entonces no pierdas la oportunidad de gozar de los beneficios de hacer una tarjeta que se pueda adherir al espacio frontal de una nevera, borde de una puerta o cualquier otra superficie metálica, no te asombres, los pedidos de las tarjetas de visita imantadas aumentan cada día y de manera exponencial.

Pvc: ¿Te quedaste sin palabras? Hemos de confesar que cuando por primera vez vimos el resultado de una tarjeta hecha con este plástico, también, porque es interesante, rompedora, irresistible y sobre todo sumamente duradera, porque el plástico en el que se elabora, le dará a ese dispositivo mucha semejanza a una tarjeta de crédito, o de membresía, y por ello, tu Inter. Locutor no podrá quitarle la vista de encima.

La tarjeta de visita, recupera terreno, se reinventa y se reconvierte plenamente una expresión de tu personalidad corporativa, ante una clientela cada vez más sedienta de originalidad y estilo propio, que les convenza de elegirte no una vez, sino en todas aquellas ocasiones que necesiten un profesional de tu área de servicio

Información adicional

Papel

, ,

Tamaño

Plastificado

, ,

Tipo de Tarjetas

, , ,

Cantidad

, ,

Diseño (+18€)

,

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.